Los principales errores que puedes cometer al vender tu casa
15526
post-template-default,single,single-post,postid-15526,single-format-standard,bridge-core-1.0.6,et_bloom,ajax_fade,page_not_loaded,,qode-theme-ver-18.2,qode-theme-bridge,qode_header_in_grid,wpb-js-composer js-comp-ver-6.0.5,vc_responsive

Los principales errores que puedes cometer al vender tu casa

Los principales errores que puedes cometer al vender tu casa

¿Te has decidido a vender tu propiedad y no sabes por dónde empezar? Aquí te dejamos una guía detallada para ayudarte a evitar los errores más comunes.

Vamos a dividir estos fallos en cuatro grupos: 

  • Errores estéticos
  • Errores estructurales
  • Errores documentales
  • Error humano

 

Empecemos. ¡Has dado el primer paso! Has decidido vender esa vivienda que no utilizas y que no quieres liarte en alquilar, vas a vender para comprar un piso en la playa ¡olé!. Pero, ¿cómo lo haces?. Pues bien, el segundo paso es preparar la vivienda para la venta, este proceso no solo consta de la preparación estética, pero por aquí empezaremos. Ésta es nuestra lista de los equívocos más comunes a nivel visual en que los propietarios particulares incurren a la hora de iniciar el proceso de venta:

  • No limpiar la casa. Muchas veces, enfocados en la transacción en sí, se pone a la venta tal y como está. Incluso toman -malas- fotografías de espacios sucios y desorganizados. Oye, por si no te has dado cuenta esa es una invitación a no llamar.
  • El otro extremo del punto anterior es la excesiva personalización en el decorado. Una casa con una identidad muy marcada no permite al posible cliente proyectar el hogar de sus sueños. Por eso lo mejor es una decoración mesurada y neutra que no limite a la imaginación.
  • No contratar a un fotógrafo profesional es otro de los fallos. Tomar una foto no es solo presionar el botón del móvil y ya, hay que cautivar la mirada y la atención del comprador para lograr que tu teléfono suene. Un fotógrafo profesional trabajará para que se destaque cada rincón de tu vivienda, preparándolo en lo más mínimo e incluso generando un tour virtual en 360º para que compradores de todo el mundo puedan verlo y visitar de forma online. Gran beneficio en época de pandemia.
  • No debes escatimar a la hora de preparar la vivienda para la visita. La venta como la vida está en los pequeños detalles. Revisar la casa unas horas antes, ventila y perfuma. La clave está en ofrecer experiencias en los distintos espacios como un café en la cocina, sentarse en el salón a disfrutar las vistas del jardín, incluso ambientar una habitación como para un bebé o salón de juegos. Estos rasgos pueden inclinar la balanza hacia el ¡La compro!
  • Orden y organización adecuada de las habitaciones adicionales. Hay que hacer hincapié en los puntos neurálgicos del hogar como baños, cocinas y salón. Es imprescindible prestar atención a que los electrodomésticos coincidan con la estética y colorimetría de la cocina, que el sofá y ornamentos guarden relación en las tonalidades, mismo caso para el baño y las habitaciones.
  • Procura cuidar los suelos, paredes y el exterior de la vivienda. Suena lógico, pero la mayoría dejan de lado estos detalles que son el principal impacto visual que tiene el visitante. Dale vida a ese hogar. Si necesita pintura, hazlo, el primer vistazo puede enamorar. También limpia la fachada de la casa, corta el césped, planta flores, limpia los cristales y cortinas. Al ingresar, debe sentirse acogedor y pacífico. Repara los detalles como roturas o rayones en los suelos, las alfombras no deben tener manchas ni despedir olores desagradables.
  • La mala iluminación es nuestro enemigo. Tienes la ventaja de conocer la vivienda, propone la visita en horarios donde la luz natural juegue a tu favor, y ¡no des de baja el servicio eléctrico!, aprovecha los artefactos de iluminación para destacar los distintos espacios. Usa lámparas puntuales para destacar mobiliario, tiras led para las escaleras o bibliotecas, e ilumina bien el sitio frente al espejo, el “efecto probador” despertará su deseo e interés.

[/vc_column_text]

¿A que no esperabas que fuera tan arduo el comienzo? Pues sigamos y ya os contarás el valor del trabajo de una agencia.

En el segundo grupo encontramos errores que tienen que ver con la estructura edilicia, fallos, errores o roturas encubiertos deliberadamente para evitar un gasto excesivo extra antes de la venta, como pueden ser:

  • Parche o remiendos temporales en cañerías.
  • Pintura sobre manchas de humedad, 
  • Cambiar la grifería, o 
  • Realizar instalaciones eléctricas con cables no aptos para el voltaje que se utilizará. 

Me dirás: “si la voy a vender ¿por qué arreglarla?, pues sucede seguido que desde la firma de reserva hasta la escrituración pasan varias semanas. Créeme, que se exponga una rotura encubierta a propósito peligra la transacción.

Por otro lado, ten en cuenta que los compradores suelen buscar una vivienda con potencial para poder reformar y adaptar a su gusto, y la mayoría de las veces realizarán obras integrales cambiando y actualizando todos los elementos, entonces procura ser sincero y transparente, te ahorrarás dinero y disgustos con un potencial comprador.

Los errores documentales representan el inconveniente más tedioso. Nos emociona tanto la venta que una vez conseguida la oferta, comprendemos que no sabemos cómo continuar. Evita este estrés recogiendo con antelación todos los papeles necesarios. Aquí una chuletita: 

  • Escrituras de la propiedad.
  • Si la propiedad pertenece a más de una persona, es fundamental informar al resto que se requerirá de su presencia en notaría para la firma del traspaso. Se pueden anticipar al proceso con la firma ante notario de un poder legal, para que un solo miembro se haga cargo del proceso.
  • Recoger todos los recibos pagados de los impuestos de la propiedad (pago de la comunidad, recibo del Ibi). Hay que demostrar ante el cliente que no hay derramas.
  • Debes solicitar el certificado energético.
  • Tener en cuenta el pago de la plusvalía que se factura en el ayuntamiento dentro de los 30 días posteriores a la firma de la escritura. 

Imagínate que enmiendas los posibles fallos anteriores, y encuentras al cliente ideal, que nomás al entrar a tu casa ha proyectado el hogar de sus sueños, el salón integrado con la cocina, habitaciones en suite con balcones al jardín y un salón multiusos para los niños. Te pide que le reserves el piso y meses después aún no puedes concretar la venta. ¡Vaya lío! Para evitar sacar de circulación tu vivienda y garantizar en la mayor medida posible el éxito de tu venta, esta es la información que debes solicitar al posible comprador: 

  • Averiguar si es la compra de primera o segunda vivienda.
  • Debes indagar si el cliente tiene un ahorro que cubre la totalidad de la operación o al menos un 30% para obtener una hipoteca.
  • Saber si el cliente ya está hipotecado o no, y en caso que sí, averiguar cuál es el monto y plazo de su deuda. Esta información te ayudará a calcular la viabilidad de la operación.
  • Si el posible comprador posee hipoteca concedida, es probable que el banco te solicite visitar tu vivienda para cotizar y determinar el monto a conceder al cliente.
  • Por seguridad y para garantizar la transparencia de la operación puedes solicitar al posible cliente su dni, nómina, contrato de trabajo y vida laboral. Esta información te ayudará a aclarar su panorama financiero ante la posibilidad de venta.

Finalmente, llegamos al último punto, el error humano, todos somos falibles, pero para ello contamos con herramientas y experiencias que nos ayudan a tomar las mejores decisiones. Dentro de este grupo, los descuidos más comunes son:

  • No asesorarse correctamente. Se suele creer que hacerlo uno mismo resultará más barato. Pues ya has leído todo lo que hay que hacer, calcula bien porque el tiempo es dinero.
  • Pasar por alto la oferta y ofenderse con el primer interesado es frecuente.No tomar en serio los comentarios de éste puede costar caro. Sé inteligente, utiliza esta información a tu favor, tu primera visita es la puerta de entrada hacia lo que opina el mercado sobre tu propiedad. Evalúa sus comentarios y reflexiona para corregir el rumbo de tu estrategia.
  • No estar disponible para recibir visitas o atender el teléfono. El éxito de tu venta estará definido por el tiempo que le dediques.
  • No tener la suficiente visibilidad podría significar que no estás anunciando tu propiedad en el lugar correcto. Cada casa tiene su propietario ideal, y estos tienen su gustos y aficiones. Recibir ayuda profesional facilita la unión entre la oferta y la demanda.
  • Valoración incorrecta. Poner el precio a una vivienda es muy difícil si se la valora con cariño. A la hora de vender, hay que ser objetivos, el logro de la venta estará garantizado siempre que el precio esté dentro de la competitividad del mercado. Te dejamos aquí una herramienta para tener una primera idea del precio. Si necesitas vender, pide ayuda a un agente inmobiliario para poner un precio de venta efectivo, pues las herramientas digitales son orientativas.

A prueba y error desarrollamos nuestro método efectivo de venta, nos llevó años lograr la receta mágica para vender pisos en 30 días. Para nosotros es un privilegio brindarte la información. 

Como conclusión, podemos afirmar que con él la venta de forma particular es posible y que su éxito depende de evitar todos estos fallos. Si tienes tiempo para hacerla tú mismo, cuenta con esta valiosa guía, pero si no dispones de él y necesitas vender, deberás delegar la tarea. Cuenta con nosotros y nuestra experiencia. 

¿Tienes problemas para vender tu propiedad? Confía en Attico, sabemos cómo hacerlo.

[/vc_column]
[/vc_row]
Sigue nuestra pagina de facebook/atticos.es
No Comments

Post A Comment

Chatear
¿Cómo podemos ayudarte?
🆘 ¿Necesitas ayuda con tu propiedad? 💪 Nosotros tenemos la solución. Contáctanos.